RSS

Almudena Grandes, el PP y los países decentes

27 abr.

imageLeo en la web de la Cadena Ser en titular que el Partido Popular promueve la anticorrupción en Europa. Y ya a continuación explica con mayor escepticismo (creo que justificado) que el PP, salpicado por el ‘caso Gürtel’ y Bárcenas, “dice” que va a “promover campañas comunitarias para fomentar la denuncia de actividades fraudulentas o corruptas” y que trabajará con los socios europeos para combatir las conductas delictivas. Como ven, el PP “dice”… porque actuar, ya sabemos precisamente que no actúa. Y avisados estamos que las promesas del PP en campaña electoral son tan efímeras y volubles como “piuma al vento” en plena tramuntana.

Por eso no me resisto a contrastar la increíble propaganda electoral del PP con la opinión de la ciudadana Almudena Grandes sobre el señor Arias Cañete, cabeza de lista del PP en estas elecciones europeas, y otros próceres (y procederes) de este partido que sólo hablan de regeneración y anticorrupción en los “minutos de la basura” que preceden el ritual, devaluado por ellos mismos en rigor y valor democrático, del paso por las urnas.

Decía la escritora:

En un país decente, los políticos corruptos dimiten a la primera. En un país decente, los sospechosos de tráfico de influencias no encabezan listas electorales. En un país decente, los banqueros que estafan a sus clientes van a la cárcel. En un país decente, los presidentes de gobierno no regalan la presidencia de un banco a un amigo de toda la vida, sólo porque es un amigo de toda la vida. En un país decente, una magistrada vinculada con anterioridad a un partido político, no forma parte de un tribunal que juzga un caso que afecta a las responsabilidades de ese mismo partido.

¿España es un país decente? Esa es la única pregunta importante. En el circo mediático que ha generado el juez Silva, a mí, personalmente, las formas me traen sin cuidado. Lo que me ha dolido es ver a Miguel Blesa en el papel de víctima, exigiendo reparación por la ruina de su prestigio con el compungido gesto de una doncella deshonrada. Eso, y que el presidente del tribunal multe a una auténtica víctima con 100 euros de multa, es lo que destroza la imagen de la justicia española. Porque en un país decente, la justicia está al servicio de la ciudadanía, respira las inquietudes de la gente corriente, es sensible a su sufrimiento. En España, sin embargo, lo mejor que le puede pasar a un corrupto es caer en manos de la justicia, para que la Fiscalía Anticorrupción le mime y los instructores alarguen su proceso hasta el infinito. Silva ha logrado aplazar su juicio pero, a lo peor, su estrategia acabará favoreciendo los intereses de sus enemigos. Porque, cuánto más espeso sea el humo, más difícil resultará ver el fuego.”

 
1 comentari

Posted by a 27 Abril 2014 in Ciutadania/Política, Europa

 

One response to “Almudena Grandes, el PP y los países decentes

  1. María Dolores Amorós

    27 Abril 2014 at 17:25

    Gracias, Àngels, por traer a este lugar las hermosas palabras de Almudena Grandes acompañadas de tu exquisito preámbulo.

     

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: