RSS

Boi Ruiz y Mas-Colell, en los umbrales del delito

19 oct.

Lo cuenta hoy El Pais, pero lo sabíamos desde hace ya varios días… En concreto, los periodicos ya  habían recogido  la invitación de Mas-Colell –¡y nada menos que en el Cercle d’Economia!– a que el sector privado ocupara el sector público. El gobierno de CiU, con Boi Ruiz como maestro de ceremonias,  planea trocear la sanidad pública para abrirla al capital privado, lesionando derechos humanos básicos y colocándose, en equilibrio muy precario, en los umbrales del delito.

En el diario Público del sábado, 1 de octubre, en catalán, podían leerse una columna en la que se nos informaba que la crisis y los recortes están provocando en poco tiempo una “contracción” (¡malditos eufemismos!) de los servicios públicos. Ante eso, el conseller d’Economia, Andreu Mas-Colell, había hecho un llamamiento al sector privado a ocupar el espacio que los “ajustes” dejan en el sector público. Nos recordaba la columna (sin firmar) que el Govern de CiU ya se manifestó a favor de que la población opte por acudir a mútuas privadas en lugar de seguir confiando en los servicios que presta la sanidad pública, pero el conseller d’economia considera que este “reemplazo” se puede aplicar a todos los sectores. “Me gustaría que tomaseis la iniciativa: ahora está muy claro que desde el sector público no se podrán atender grandes proyectos de rentabilidad económica y social”… estas fueron algunas de sus afirmaciones ante el Cercle d’Economia. Y más adelante añadió: “Esto no significa que el sector público y la Generalitat no tengan ningún papel, sino que el sector privado aproveche los espacios de los que la Administración se retirará“. Para dejarlo más claro, Mas-Colell dijo al calibrar el impacto de los recortes que “entiendo que haya quejas. Pero si todos contribuimos (añado yo a modo de ejemplo: el Govern privatizando, el sector privado aprovechando la coyuntura y la ciudadanía intentando la difícil tarea de apretarse el cinturón mientras se baja los pantalones) podremos salir antes de la situación y llegar a otras de equilibrios mayores”.  Y seguía añadiendo de mi cosecha que lo que no decía el Conseller es todo lo que nuestra generación habrá dejado en el camino de dignidad, bienestar, empleo y seguridad, y lo poco que quedará para las generaciones venideras si se cae en la trampa de perseguir los imposibles “equilibrios” del neoliberalismo.

Pues siguiendo la pista de la banda de buitres, hoy sí firman Lluís Pellicer y Ferran Balsells en El Pais que la Generalitat “planea dar el mayor vuelco en la gestión de la sanidad pública dado hasta la fecha por cualquier Administración pública en España. Con la premisa de que el modelo actual se ha quedado obsoleto, el Gobierno catalán estudia trocear toda la estructura sanitaria que gestiona ocho grandes hospitales, 286 centros de salud y un centenar de otros equipamientos en una veintena de empresas públicas que deberán someterse a las reglas del mercado. El objetivo es flexibilizar la gestión, lograr que las nuevas empresas tengan beneficios, dar entrada al capital privado e incentivar que los trabajadores se conviertan ellos mismos en empresarios del sector”, y concluyen que “este plan supone el fin del Instituto Catalán de la Salud (ICS), tal y como ha existido en las últimas décadas”.

Al parecer, el Gobierno de CiU planea desvincularse totalmente de la gestión de cualquier nivel de su sanidad pública. Y no es de extrañar. Boi Ruiz es el Conseller de la sanidad privada y sigue velando por los objetivos de la Patronal a la que servia en su alto cargo anterior,  cuando ahora su salario no procedía de los Presupuestos Generales del Estado (es decir, de nuestros impuestos), y no había entrado todavía en las puertas giratorias que comunican con tanta alegría — para los privilegiados– lo privado con lo público, lo colectivo, lo que es de todos.

De hecho, el ICS, desde la óptica neoliberal y parodiando una frase que se ha hecho demasiado popular con la crisis, es “demasiado importante para ser público”:  es un bocado demasiado apetecible para que la sanidad privada se ande con remilgos, ya que cuenta en la actualidad con un presupuesto anual de 2.892 millones de euros y una plantilla de 41.673 trabajadores.  Reúne todos los atractivos para su privatización, pero hay que estar alerta y entender que pueden sufrir la misma amenaza todos los servicios públicos:  los que son capaces de dar algún rendimiento, porque la avaricia del beneficio se antepone a los derechos de la ciudadanía, aunque con ello quede sin acceso a la sanidad o de medios de subsistencia una parte importante de la población, como ya sucede en Grecia... Y corren peligro los servicios que no son rentables porque quienes tienen más dinero no están dispuestos a pagar los impuestos imprescindibles para financiarlos… y los políticos en el poder no sirven los intereses del 99% de la población, sino que son los fieles mayordomos del 1% que está en la cima.  Si no lo evitamos, volvemos a los tiempos en los que la salud era un privilegio, una mercancía para quienes podían comprarla, y los sistemas de caridad o beneficencia más  la doble o triple responsabilidad acrecentada de las mujeres, suplirán de nuevo, con mayor intensidad,  las tensiones inaguantables de un sistema injusto y corrupto en el que los Mas-Collell y Boi Ruiz de turno ejercen su función de verdugos de los derechos de la ciudadanía.

Estoy totalmente de acuerdo con Jiménez Villarejo cuando afirma:  “La violación por los poderes públicos de este derecho, en la medida en que constituye, como derecho propio de la ciudadanía, un derecho cívico, obliga a plantearse la posibilidad de que las decisiones políticas de gravísimas restricciones sanitarias no solo sean un abuso de poder, sino que presenten una auténtica relevancia penal. Si así fuere, deberían perseguirse ante los tribunales por los perjudicados y la fiscalía, de oficio. En efecto, el art. 542 del Código Penal castiga a las autoridades y funcionarios públicos que “impidan” a los ciudadanos “el ejercicio de derechos cívicos”, en un precepto que contempla de forma genérica la violación de derechos innominados que, por su trascendencia personal y social, merecen una protección mas intensa como es la penal. Entendemos que a tenor de una lectura constitucional acorde con la actual significación y alcance de los derechos sociales, el derecho a la salud merece y necesita una más eficaz protección si queremos construir una sociedad más justa e igualitaria. Por ello, está justificado advertir que una política sanitaria como la actual de CiU puede merecer un reproche penal. Y en su caso, quienes la denunciaran estarían defendiendo sus derechos y, además, protegiendo preventivamente el derecho a la salud de todos los ciudadanos.”

votar

 
19 comentaris

Posted by a 19 Octubre 2011 in Ciutadania/Política, Salut

 

Etiquetes: , ,

19 responses to “Boi Ruiz y Mas-Colell, en los umbrales del delito

  1. Belén

    19 Octubre 2011 at 11:54

    Si existe la mínima posibilidad de denunciar penalmente esta sinrazón, yo me apunto a hacerlo. Un saludo.

     
    • angelsmcastells

      19 Octubre 2011 at 12:53

      Gracias, Belén… vamos a trabajarlo y ojalá salga con tu compromiso y ayuda. Salut i Dempeus!

       
  2. Sara

    19 Octubre 2011 at 12:26

    Me pregunto si Dempeus per la Salut Pública tiene capacidad para liderar una denuncia penal colectiva, creo que no hay otra salida a la voracidad de estos impresentables.

     
    • angelsmcastells

      19 Octubre 2011 at 12:53

      Sara, lo propondremos a todos los colectivos que estamos en la defensa de la salud pública. Yo también creo que hay que iniciar esta denuncia. Salut i Dempeus!

       
  3. Toni Barbarà

    19 Octubre 2011 at 13:06

    No puede ser más clara y contundente. A pesar de haberlo advertido en su día (repasar Dempeus desde hace meses/años), la realidad supera cualquier pesadilla.
    La escena descrita del Boi arengando a sus amiguetes vampiros y mostrando la accesibilidad de la yugular del sistema público es digna de una aquelarre del Goya más negro si hoy viviera.
    Ante tanta desvergüenza ahora procede la pregunta abierta sobre la “impunidad”: ¿Se van a salir de rositas??
    Si sumamos energías, fuerzas Y COMPROMISOS DE TRABAJO me apunto junto a quienes piensan que procede un pleito legal contra esas conductas delictivas y criminales.
    Salud !! ¿Hay alguien, más, ahí ??
    Toni Barbarà (como secretario de Dempeus)

     
    • Juan García

      19 Octubre 2011 at 18:00

      ¿ Si hay alguien más aquí? Y tanto, muchos, lo que hace falta es que alguien con los suficientes conocimientos tome la iniciativa, nos marque las pautas a seguir y empecemos a denunciar por la vía judicial este expolio criminal de nuestra salud ¿Podría Dempeus iniciar el fuego? Habemos muchos con ganas de pasar a la ofensiva, dar la batalla en todos los frentes.
      A nivel de calle ya estamos peleando desde las AVV a través de las bocalías de sanidad, desde el 15M…….Pero hay que ir más allá y más coordinados.
      Diversas entidades de Nou Barris, vamos a presentar escritos al gerente del Valle Hebrón solicitando una entrevista para dejarle constancia de que puede encontrarse con una denuncia penal por el estado de dicho hospital. El viernes 21 de octubre a las 11’30 hemos quedado en la puerta principal de Valle Hebrón para llevar las cartas a registro, dejar con nuestra presencia constancia de nuestro rechazo a los recortes y sería importante que hubiera mucha gente

       
  4. desencanto

    19 Octubre 2011 at 22:34

    No entiendo que el acto de ser elegidos en unas elecciones les otorgue el poder de desmontar todo el patrimonio público y regalarselo a sus amiguetes y familiaretes, no lo entiendo, la verdad. Prometen unas cosas, no las cumplen, hacen los que les da la gana y nadie puede pedirles responsabilidades. Vaya m de democracia. Vaya m de pueblo, de gente, que vota a semejantes bandoleros.

     
  5. laperritaperrilin

    19 Octubre 2011 at 23:33

    Com a exemplar fidedigne d´una espècie que algún il.lús hagi pogut creure en perill d´extinció, Boix Ruiz utilitza la palestra del càrrec públic que ostenta per posar de manifest la seva enorme maldat. Al cap i a la fi, per la gent com ell els rics no són més rics perquè els pobres no són prou pobres. En la seva carrera desenfrenada per fer-se amb la cobdiciada medul.la, el trencalòs remunta les víctimes per deixar-los caure i que s´estavellin contra les roques (quan s´hagi endrapat la preciada llepolia i no li quedi res que endur-se al pap, es capaç de vendre´s l´escampatall per fer-ne collarets). L´error de la Sanitat Pública, usuaris i treballadors en general, seria tractar un transespecimen amb tota la virulència de l´instint depredador com l´individu que no és. Obviament, aquest és un cas urgent d´elemental justícia. Si més no, a en aquest pas urgències i jutjats de guàrdia acabarien fent-se sinònims, tota l´estructura sanitària en mans de gent sense escrúpols.

     
  6. elena

    20 Octubre 2011 at 11:46

    Por supuesto que me apunto y firmo lo que haga falta .

     
  7. Mila

    22 Octubre 2011 at 16:34

    Yo tengo ganas de hacer algo más que ir a manifestaciones que no tienen ninguna repercusión. Ellos van por la via agresiva de imponer sus leyes que solo favorecen a quien tiene dinero, nosotros deberíamos manifestar nuestro rechazo con la misma fuerza legal…..además cortando las calles solo perjudicamos a quien va a su trabajo o sus obligaciones, tenemos que fijar mejor nuestro objetivo.
    Por favor, necesitamos gente creativa y formada que salga a la luz y nos de ideas nuevas, más eficientes. Si hay alguna via legal de oponerse a esta barbaridad, por qué no lo la divulgamos???

     
  8. angodio

    24 Octubre 2011 at 13:10

    Lamentablemente el pueblo esta grogui. Ha recibido tantos golpes que han decidido seguir en la lona con lo cual campan a sus anchas estos desalmados que luego son capaces de hacer una colecta por el hambre y la miseria. O nos ponemos de acuerdo y les echamos a tomar por…exigiendo responsabilidades penales además de políticas o la Beneficencia resolverá, (ja,ja)

     
  9. Roser

    31 Octubre 2011 at 21:45

    He sido auxiliar de enfermeria en el ics durante treinta y ocho años . Podría escribir un libro de todas las desverguenzas , injusticias e ilegalidades que yo he vivido, esto sin mencionar la málísima gestión, gestión que sólo ha ido encaminada a triplicar los cargos medios intermedios y a la colocación de toda la fauna que ahora nos encontramos. Por ahí se ha ido todo el dinero que debería haber sido unicamente para la atención sanitaria y sus trabajadores.
    Acabo de entrar en este blog y no os podeís imaginar hasta que grado llega mi indignación y mi asco, cuando yo he corrido delante de los “grises” para conseguir unos derechos con el consecuente riesgo en un regimén dictatorial , que ahora veas que a los m.. de los poíticos se les llene le boca con la palabra DEMOCRACIA es vómitivo. Tengo sesenta y tres años y todo esto hace (cómo se dice popularmente) que me hierva la sangre . ¿ Qué nos ha pasado? . Nos han convertido en borregos ? Esto se debe parar de alguna forma . Yo poco puedo ofrecer pero teneis todo mi apoyo para lo que haga falta porque aunque mi situación actual sea de jubilada , la sanidad que dejen estas cucarachas será la que yo me encuentre cuando lo necesite .
    La gestión hospitalaria jamás puede ser con ánimo de lucro, nunca reportará beneficios , por lo que se puede deducir que el capital privado que entre en esta gestión se las arreglará para obtener el máximo de beneficios por lo tanto el resultado ya nos lo podemos imaginar

     

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: