RSS

Los costes políticos del bipartidismo

30 des

bipartidismo.jpg
Si quieren saber por qué el bipartidismo ahoga la política en sentido noble y fomenta la desigualdad, por qué en Estados Unidos muchos representantes demócratas votan con los republicanos, por qué parece imposible conseguir una ley que asegure el acceso a la sanidad para todo el mundo, por qué es tan fácil conseguir la aprobación para guerras que bajo la cobertura de la democracia significan asegurar o conseguir nuevos mercados o productos estratégicos, lean este artículo publicado en la página ML Today  a partir de una noticia de CBS News y  un informe realizado por el « Center for responsive politics » traducido al castellano por J.A.Pina..

Y luego saquen conclusiones y aplíquense el cuento, después de recordar que ayer PP, PSOE, CiU y PNV dieron el visto bueno en la Comisión del Pacto de Toledo al documento que recomienda la “reforma” de las pensiones, con la oposición de los partidos que sobreviven al bipartidismo imperante, con o sin variación nacionalista: IU-ICV, ERC y BNG.

Y, finalmente, recuerden que el sistema electoral español surgió de esa transición incompleta, que se hizo para ahogar la representación del Partido Comunista de España (PCE) y que después no se modificó para dejar en fuera de juego a su referente político Izquierda Unida. Todo el mundo admite que se trata de uno de los sistemas electorales menos proporcionales de Europa, pero a pesar de ello no se quiere modificar aunque incumpla de manera flagrante que todos los vostos no valgan lo mismo. La Ley Electoral en vigor está “diseñada” para que al PSOE y al PP un escaño les cueste algo más de 65.000 votos, mientras que a IU le cuesta más de 250.000. Y así nos va…

En el Congreso de los Estados Unidos, el debate sobre la ampliación de los “regalos fiscales” concedidos por Bush a los norteamericanos más ricos es también un asunto personal. Mientras la remuneración base para los miembros del Congreso es de 174.000 dólares anuales, cerca de la mitad (261 para ser precisos) son millonarios, según un análisis realizado a partir de los datos de 2009 por el “Center for responsive politics” (hay un total de 534 miembros en la Cámara de Representantes y en el Senado). Solamente el 1% de los norteamericanos pueden decir lo mismo.

Mientras la economía se ha ralentizado globalmente en el curso de los dos últimos años, los miembros del Congreso han visto en realidad aumentar su riqueza personal más del 16% entre 2008 y 2009, según el estudio citado, que ha analizado los datos de las declaraciones fiscales publicadas antes de acabar el año.

No menos de 55 miembros del Congreso han acumulado una riqueza media estimada en más de 10 millones de dólares en 2009, según el Centro.Según las estimaciones del Centro, el miembro más rico del Congreso es el diputado republicano californiano Darrel Issa, cuyos activos superan los 305 millones de dólares. La diputada republicana californiana Jane Harman le pisa los talones con 293 millones de dólares, y el senador demócrata de Massachusetts John Kerry cierra el podio con 238 millones de dólares.

Solamente se exige a los diputados del Congreso que rindan cuentas de su patrimonio y de sus deudas a grandes rasgos, así pues el Centro ha calculado la riqueza estimada media de cada miembro del Congreso determinando el valor mínimo y máximo de sus activos. Además, las declaraciones de recursos financieros federales no exigen que los miembros del Congreso declaren algunos activos tales como las residencias personales.

La lista de miembros más ricos en el Congreso es bipartidista. En la Cámara de Representantes, cinco demócratas y cinco republicanos encabezan la lista de los diputados más ricos, mientras que en el Senado, son seis demócratas y cuatro republicanos los que encabezan la lista de los 10 más ricos.

La riqueza media de un diputado en 2009 se elevaba a 765.000 dólares, mientras que la riqueza media de un senador en 2009 era aproximadamente de 2,38 millones de dólares.

Los diputados y senadores han realizado inversiones durante el año transcurrido en algunas empresas con gran representación en el Capitolio, gastando sumas importantes en gestiones de los grupos de presión y en donaciones políticas. La empresa más popular entre los Congresistas, según el Centro, es General Electric, en la que han invertido 82 congresistas. La segunda empresa más popular en el Bank of America, que se ha beneficiado de inversiones de 63 miembros del Congreso.

El informe del Centro aparece en el momento en el que el Congreso debe juzgar lo que conviene hacer con los regalos fiscales de la era Bush, que expiran a fin de año. El presidente Obama es desde hace tiempo partidario de una ampliación de estos regalos fiscales a todos excepto para los individuos que ganen más de 200.000 dólares o para los hogares que ganen más de 250.000 dólares, es decir el 2% de los contribuyentes más ricos. Los republicanos y algunos demócratas moderados, sin embargo quieren extender a todos sin excepción los regalos fiscales, y la Casa Blanca ha recalcado su voluntad de llegar, en cierta medida, a un acuerdo en este tema.

votar

 
Deixa un comentari

Publicat per a 30 desembre 2010 in Igualtat

 

Etiquetes: , ,

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Canvia )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Canvia )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Canvia )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

 
Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 9.748 other followers

%d bloggers like this: